¿Qué es el grooming y por qué debes proteger a tus niños de él?

Proteger a los niños es tarea de todos, no es necesario que sean tus hijos, también pueden ser tus sobrinos o primos y debes estar pendiente de que nada ni nadie los lastimen, porque, en la actualidad, algo que pone en peligro a los pequeños y que cada vez es más frecuente es el ‘grooming’. Qué es, en qué consiste, cómo daño a los niños y cómo evitarlo, son algunos de los temas que te explicaremos a continuación:

¿Qué es el grooming?

Es un término en inglés para describir la forma en que algunas personas se acercan a niños y jóvenes para ganar su confianza, crear lazos emocionales y poder abusar de ellos sexualmente. Grooming en el mundo real puede tener lugar en todo tipo de lugares —en el barrio local, en la casa, en la escuela o en la iglesia.

¿Cómo lo hacen?

Los groomers (personas que buscan hacer daño al menor) pueden ser hombres y mujeres de cualquier edad y  cualquier nivel económico o social.  Puede suceder de forma online o en persona y, en muchas ocasiones, el groomer invierte tiempo considerable durante este periodo de preparación para ganarse la confianza de los niños y sus familias. ¿Cómo lo logra?

  • Pretendiendo ser alguien que no es.
  • Ofreciendo comprensión y consejos.
  • Obsequiando regalos.
  • Brindando atención al niño.
  • Utilizando su posición o vínculo amical o familiar
  • Llevándolos a viajes, paseos y fiestas.

¿Qué es lo que quieren?

Poco a poco los groomers van obteniendo más datos personales del menor. Seducen a los pequeños para que les envíen contenido de tipo sexual,  suelen implementar «secretos» como una forma de controlar y asustar al niño para que se sienta avergonzado o culpable, y no denuncie el abuso. Le puede decir que publicará las fotos o que matará a sus padres si él dice algo.

Consejos para prevenirlo

  • Enséñale a tu hijo a no proporcionar información personal a extraños. Controlemos y supervisemos el acceso de los niños a Internet, sobre todo juegos en línea.
  • Concienticemos a los menores sobre los peligros que existen en la Red y ponle límites de horas en que utiliza los dispositivos.
  • Mantengamos un diálogo abierto entre padres e hijos para crear un ambiente de confianza.
  • Instala un antivirus o software de control parental en el ordenador que utiliza el menor para protegerlo ante una situación no prevista.
  • Revisa con tu hijo, semanalmente, cuáles son los nuevos amigos que ha agregado a su redes sociales y revisa sus perfiles.
  • No dejes que se amanezca en la computadora o Tablet, además, debes tener todas sus contraseñas, establece horarios de uso de dispositivo y que tengan acceso restringido.

Siguiendo estos consejos, estarás protegiendo a tus hijos de los distintos peligros latentes que existen en Internet.

Sin comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *